ECONOMIC SUPPORT | FOOD DONATIONS | OTHER WAYS TO SUPPORT | LIMIT & RESTRICTIONS


ayuda económica

Desde los inicios del caminar de la institución, las donaciones de dinero por parte de particulares han sido la principal fuente de ingresos financieros con la que el Hospital cuenta para llevar a cabo sus actividades. Los recursos financieros son, a su vez, la principal limitante del Hospital al momento de hacer uso de su capacidad instalada de atención. La falta de más de estos recursos impide el funcionamiento del Hospital más allá de cincuenta pacientes, a pesar que se cuenta con espacio para atender a más de ciento veinte. La ayuda económica es utilizada, principalmente, para aliviar el dolor de los pacientes, con la compra periódica de medicamentos controlados (de los que destaca la morfina) y de otros no controlados, diferentes según el tratamiento de las variadas complicaciones que se presentan.

Las donaciones económicas en efectivo pueden ser realizadas personalmente en las oficinas administrativas del Hospital Divina Providencia, Calle Toluca y Avenida Rocío, en la Colonia Miramonte de San Salvador. La persona que desee realizar donaciones en efectivo, debe tener la precaución de entregar el dinero únicamente en la oficina, ubicada al costado de la Capilla La Divina Providencia o en las manos de la Hermana María Julia García, administradora de la institución.

Igualmente, donaciones de este tipo pueden realizarse a través de abonos a la cuenta del Banco Agrícola, bancaria número 126001859-4. Las personas que deseen ayudar económicamente a través de cheques, pueden hacerlo emitiéndolos a nombre de HOSPITAL DIVINA PROVIDENCIA y haciéndolos llegar a la dirección anteriormente proporcionada.

Ayuda en Especies de
Canasta Básica

Para las instituciones que subsisten de donaciones económicas, y que, en consecuencia, no poseen ingresos (presupuestos) estables ni estimaciones de los mismos, las fluctuaciones en los precios de la canasta básica pueden afectar sensiblemente la capacidad de la institución de brindar a los pacientes (y familiares) las dosis diarias de calorías, 2562 según la Organización de Alimentos y Agricultura de las Naciones Unidas, que para el caso de los pacientes resulta de vital importancia en el tratamiento que reciben.

Otra forma de ayudar al Hospital es por medio de la donación de alimentos de la canasta básica. Estas donaciones pueden realizarse en el área de almacenamiento y preparación de alimentos, ubicado en la dirección mencionada, frente a la Capilla. La religiosa encargada del área, Hermana Concepción Ábrego, es quien recibe este tipo de donaciones. Algunos ejemplos de donaciones de canasta básica realizados a la institución incluyen los siguientes:


Para el caso de donaciones de productos perecederos, especialmente en el caso de los productos pecuarios, se le pide al benefactor hacer sus donaciones en cantidades pequeñas, para facilitar su manejo y evitar desperdicios innecesarios.

Algunos benefactores optan por donar, periódica o esporádicamente, alimentos que no forman parte de la canasta básica-más elaborados-como repostería o platillos típicos salvadoreños, y que son repartidos entre los pacientes por los benefactores mismos. Esta forma de donación es igualmente bien recibida por el Hospital, con el único requisito para los bienhechores de notificar su llegada por teléfono con al menos una semana de anticipación, para disponer de alguna persona que les atienda. El número de teléfono del Hospital es el 2260-0520.

ayuda en otras especies

Con el objeto de sufragar algunos gastos imprevistos o de renovar algún equipo, el Hospital lleva a cabo, en coordinación con el Voluntariado, diversas actividades extraordinarias para recaudar fondos (financieros). De estas actividades extraordinarias destacan los “baratillos”, o mercados de pulgas, donde se vende a precios muy accesibles diferentes objetos de uso cotidiano. La materia prima de estas actividades, es decir, los objetos que se comercializan, son donados por bienhechores que eligen ayudar de ésta manera al Hospital. Los principales insumos que se reciben son cristalería y artículos de hogar.

La cristalería, incluye todo tipo de productos hechos en vidrio, porcelana, cerámica u otros similares. Estos productos son muy variados e incluyen recipientes, vajillas, y vasos, entre los más comunes. Si los objetos donados son usados, se les pide atentamente a los benefactores lavarlos previo a su entrega al Hospital. La única restricción es fijarse el benefactor y abstenerse de donar objetos quebrados.

Dentro de los artículos de hogar que pueden donarse al Hospital se incluyen electrodomésticos pequeños nuevos o en buen estado. Todas las categorías descritas anteriormente son bien recibidas en la oficina del Hospital, al costado de la Capilla.



Limitaciones/Restricciones

Existen artículos que, por su naturaleza, NO pueden ser almacenados en el Hospital, y por tanto no son sujetos de ser recibidos por el personal del Hospital en concepto de donación. En primer lugar están los medicamentos en general, que NO serán recibidos en el Hospital por solicitar estos permisos especiales para su almacenaje. Asimismo, existe el riesgo real de recibir medicamentos vencidos, que pueden tener repercusiones fatales para los pacientes atendidos por la institución. Otros productos que NO se reciben como donaciones son los artículos de belleza usados, que por sus componentes químicos pueden dañar otros productos almacenados en bodega. Al mismo tiempo, artículos de este tipo son utilizados sólo para "baratillos" y el almacenamiento por períodos largos puede echar a perder las propiedades del producto.